Xavi Vierge

Año difícil, extraño y complicado para todos. Que Dorna haya logrado gestionarlo para poder completar un campeonato con 16 carreras es para felicitarles, porque deportivamente ha sido una pasada, a pesar de la frialdad de unas gradas sin público que, al menos, ha podido seguirnos por televisión.

Personalmente y, a pesar de no haber alcanzado los resultados que esperábamos, estoy contento con el trabajo realizado.

Lo iniciamos muy bien en Qatar, gestionando algún problema en el neumático delantero, siendo muy rápidos pero el largo parón nos perjudicó mucho, ya que somos un equipo nuevo que necesitaba conocerse y compenetrarse. Aún así, el gran trabajo de todos comenzó a dar frutos partir de Austria y solamente el imprevisto final en la segunda carrera de Misano por causa del agua nos impidió un podio que estaba a nuestro alcance. Le Mans fue otro fin de semana que auguraba un gran resultado, hasta que pisamos un charco de agua y la caída me produjo lesiones en ambos pies, de la que difícilmente pude recuperarme con una serie de carreras encadenadas y sin el necesario descanso para una correcta recuperación y en Moto2, si no estás al ciento por ciento, dos décimas son la diferencia de estar segundo o vigésimo.

2021 será mi segundo año con el mismo equipo y lucharemos por estar en el Top5 desde el inicio, desde Qatar.

Mi deseo es volver pronto a la normalidad y darle ánimo a la gente para que siga adelante cuidándonos y respetándonos para superar todos juntos esta situación. 

¡Ánimo!