Compartir

Maverick Viñales no baja la guardia. Y ahora sí que la cosa iba en serio. Cómodo y relajado como en la pretemporada, ha realizado hoy el mejor tiempo de la primera sesión de entrenamientos del Gran Premio de Qatar. A 0.596 de Marc Márquez (2º) y a 1,483 segundos de su compañero de equipo, Valentino Rossi (9º). Una diferencia abismal.

El piloto catalán ha rodado con la misma moto que en los test celebrados en el circuito de Losail hace menos de dos semanas y a pesar de que insiste en que todavía hay que mejorar aspectos de la electrónica, las sensaciones han siguen siendo igual de buenas no, excelentes.

«La pista no estaba mal aunque hacía un poco más de viento, por lo que estoy contento de poder igualar el lap time también con aire.«, explicaba el piloto de Movistar Yamaha sobre su tiempo y las condiciones de la pista. 

«He montado los neumáticos como para clasificarme a la Q2. Aunque siendo realistas, sólo es la FP1 y los pilotos no estaban al 100%. Lo importante aquí es que me siento rápido y fuerte«, relataba.

Aunque por lo que ha dicho, mañana será más significativo: «Si mañana conseguimos hacer un buen ritmo de carrera, estaremos preparados para luchar al máximo«.

Como era de suponer, le han preguntado sobre la diferencia de tiempo que se ve entre él y su compañero de equipo. «Es posible que Rossi no haya puesto neumáticos nuevos. Sigo pensando que Valentino estará arriba, también las Ducati y Marc. La clave es hacer una buena puesta a punto sobre todo para las últimas 10 vueltas«, zanjaba el piloto. Está claro que su gestión sigue siendo el trabajar sobre el final de carrera.

El mismo Valentino Rossi ha dicho durante el briefing de prensa que todavía está decidiendo entre dos chasis y que será también mañana cuando se vea la mejora de lo que han encontrado. «La diferencia no será tan grande», decía el piloto italiano. Así que todavía habrá que esperar a mañana para sacar más conclusiones.

Por otra parte, Marc Márquez (2º), se ha mostrado satisfecho por realizar un tiempo similar al test, aunque todavía no puede superar al terremoto de Viñales.

«El año pasado no se rodó tan rápido, a ver si podemos ir recopilando buenas sensaciones para ir a mejor. En ritmo de carrera veremos como va porque estamos en el primer entrenamiento y de momento hay dos-tres décimas por vuelta de diferencia con el entreno. En este circuito nos toca siempre sufrir un poco», decía Márquez.

Tal y como decían varios pilotos como Marc o Maverick ayer después en la rueda de prensa, Pedrosa está en buena forma y lo ha demostrado terminando en tercera posición.

La sorpresa del día ha sido Jonas Folger, que aunque realizó un buen papel durante los test, ha conseguido una buena vuelta al final de la sesión que le ha colocado en cuarta posición. Podría ser una motivación

Aunque ya realizó un buen papel durante los test, la sorpresa ha sido Jonas Folger, que sigue rodando con confianza, lo que le ha llevado a dar una excelente última vuelta que le ha colocado cuarto en el cómputo final. 

Resumiendo, que las expectativas depositadas en el rendimiento de Viñales, llegado el momento de la verdad (el inicio del Campeonato del Mundo), han quedado ampliamente superadas por lo visto hoy en la única salida a pista de los pilotos de MotoGP. Mañana será otro día, pero en la mente de todos los pilotos solo hay un nombre a batir por el momento: Maverick Viñales.

No hay comentarios