Aleix Espargaró durante los tests en el circuito de Barcelona – Catalunya